Hoy es 30 de junio y se habla de CIUDADANOS IVAM voces ivam 90 minuts

PODCAST Plaza Esports

Peñarroya: "El equipo competirá, y competirá bien"

El entrenador de Valencia Basket ha comparecido en rueda de prensa antes de viajar hacia Vitoria para enfrentarse a Baskonia en el segundo partido de los cuartos de final de los Playoff. 

viernes, 27 mayo 2022

VALÈNCIA. El Valencia sigue en un callejón sin salida con sus finanzas. Con el club asfixiado en sus cuentas y la necesidad de vender por valor 65-70 millones de euros este verano como reconoció Bordalás en rueda de prensa, el panorama que viene a corto plazo continúa siendo desolador y preocupante. Más allá de que el Valencia consiga recaudar dinero por la salida de piezas importantes como Gayà, Carlos Soler y Gonçalo Guedes y atender a los pagos de este curso, la deuda a corto plazo (la que tiene un plazo de vencimiento inferior a 12 meses) no va a dejar de ser un problema. Todo lo contrario.

El Valencia empezará la temporada 2022-2023 con 54 millones de deuda a corto plazo que tendrá que asumir antes del 30 de junio de 2023 -sin contar los 16,5 millones del préstamo de Peter Lim con vencimiento en septiembre de 2022-. Según reflejó el club en sus cuentas, Meriton afrontará otra temporada muy dura en el plano económico y que corresponde con la solución de "cortar el equipo" que explicó el presidente Anil Murthy en los audios difundidos por el diario Superdeporte.

Para la próxima temporada, el Valencia tiene comprometidos un pago de 14,75 correspondiente a la cuota del préstamo con Caixabank que tendrá que abonar antes del 30 de junio de 2023. Además, los problemas de tesorería que ha atravesado el Valencia en los últimos años le obligó a pedir nuevo préstamos a empresas como Gedesco o 51 millones a Rights and Media Funding Limited a pagar en cinco años para atender pasivos circulantes el pasado 6 de julio. Estos movimientos han provocado que el Valencia tenga que devolver 5,2 millones de euros por este concepto durante el próximo año. 

La otra cifra relevante que va a tener que pagar el Valencia es de 34,6 millones de euros a entidades deportivas. Pese a que el club solo ha invertido 13,2 millones en adquirir jugadores en propiedad en los dos últimos años, todavía tiene pagos pendientes de operaciones costosas como pueden ser los casos de Guedes, Maxi Gómez o Marcos André. Todo ello conforma un total de 54 millones de euros antes de junio de 2023 sin contar el esfuerzo económico que supondrá confeccionar la plantilla de la próxima temporada entre fichajes y salarios. Cabe recordar que el Valencia presentó un presupuesto para la temporada 2021-2022 de 104 millones de euros y que seguramente bajará al acumular tres años sin jugar en Europa.

Podcasts Relacionados

next

Conecta con nosotros

99.9 Plaza Radio, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín

Todos los días a primera hora en tu email